Imágenes de página
PDF

opusieron á la gracia , que se les quería ha^ cer: y como en tumulto, fueron á dar fus quexas al Governadorde la Ciudad. Hallóse este muy embarazado} porque sucediendo alguna commocion en el Pueblo , cierto está el Mandarin, que será provisionalmente privado de su emplea . con el titulo de no tener talento para governar, No le faltaba habilidad , y se valió de una estratagema , que le salió bien. Citó á su Tribunal á los mas principales de los Tomins, y les declaró en términos magnificos el beneficio del Emperador: añadió luego, como en nombre proprio , que comprehendia esta gracia algunas condiciones; y la primera era . que no havian de exercer en adelante fu profession ordinaria. Interrumpieron ai punto los pobres Tomins 3 diciendo, que por honrarlos 3 los querían hacer perecer de hambre , porque no tenían otro moda de vivir, y ganar fu pan. Se propusieron dificultades de una , y otra parte , y fe sepiraron sin concluir nada. Los menos pobres entre los Tomins fe íalicron de Chaoing , y sc establecieron en otras partes : algunos paíTaron á Pekín , y están oy día con empleos 3 y los otros poco á poco fe libraron de fu antigua esclavitud,

Otra especie de gente , llamada Kanl^ia 3 no es menos despreciada , y son los que acarrean de las Provincias á la Corte provisiones de Arroz para los Poíítos Reales, Bseq sabéis , Señor , que los Tven mandaron abrir el famoso canal 3 por donde fe conduce por agua de las Provincias de Mediodía á Pekín j no solamente Arroz 3 sino muchas otras cofas, para el abasto de la Corte, Miró la gente la conducta de los Barcos como un ofició penoso } y de

mu

íuuchá fatiga, y fueron destinados á este empleo, los que por culpas personales estaban condenados á destierro: los unos fueron hechos conductores de Barcos , y los otros simples Barqueros. No tienen ni ellos , ni fus familias otra cafa en que vivir , ni quando andan de viage ,niquando están al ancla. Se les dá Arroz , y todo lo necessa-. río parala vida. Se hacían ricos muchos de ellos, porque fin pagar Flete, ni Aduana, embarcaban á fü cuenta muchas mercaderías, y las vendían en Pekín: ha durado esta practica hasta el Emperador Keyname , que les prohibió cargar en fus Barcos, ni á fu cuenta , ni á la de otros , mas de cierto numero de quintales , por los quales pagan tres , ó quatro veces los derechos de la Aduana antes de llegar á Pekín. Y afsi, la gracia que les hizo fu Magestad, como a los Tomins, de poder ser examina* dos, les cuesta cavo , y les es casi inútil; porque siendo ¡vías pobres que antes , no íe hallan en estado de dar estudios á fus hijos en una carrera tan larga > si han de tomar algún Grado. Este es sin duda el íiv.ídamento , que han tenido algunos para decir, qué en la China fe hallan Castas, ó Tribus:, pero ¡i dio bastara , íe podría decir también, que los que en Europa fon condenados á galeras, ó á destierro, forman una Tribu particular. En todos tiempos han sido los Chinos repartidos en Letrados, Soldados, Mercaderes, Labradores, y Artifices.

Hablemos ñora déla Fiesta de las Linternas, tan celebre en la China , que piensan algunos , que la pueden comparar con la que íe hacia civ&aij , de donde parece que. trae fu origen; jorque la de

la * la China es, por lo menos en fu celebridad , mu^ cho mas reciente , que la del Egypto , referida por Herodoto. He procurado averiguar de los mismos Chinos el origen de esta Fiesta. Me respondieron casi siempre lo mismo , que fué instituida para felicitar á los Emperadores , y divertir al Pueblo en el principio del año. Me señaló uno de ellos un Libro , que tiene por titulo Sfeu^iyuen ; lo que quiere decir : Memoria del origen de los negocios , y de las cofas. Fué compuesto en la Dinastía precedente en diez volúmenes pequeños , y es una recopilación de las costumbres , y de fu origen. Cita el Autor ios Libros de donde ha sacado lo que eferíve, y habla de la manera siguiente de las Linternas.

En el Reynado de fui Tfong de la Dinastía de los Tang , en el segando año llamado Sienrien , im hombre llamado Poto, pidió licencia para encender cien mil Linternas en la noche del día quince de la primera Luna. Salió el Emperador de fu Palacio á ver la iluminación ; y para que pudieíse el Pueblo lograr la misma diversion, mandó que no fecerrassen las puertas en toda la noche, y que pudieíse el Pueblo paíscarfe por todas las calles , sin temor de ser impedido. En el mismo Libro se lee, que en el tiempo del Fundador de los Emperadores Song, que corresponde al año de 95-0. de Jcsu-Christo,. efundo en paz el Imperio , y abundante la cosecha , quiso su Magcstad , que duraste la Fiesta has-, ta el día iS. de la misma Luna , para divertir á los Letrados, y al Pueblo : pero después de fu muerte , fueron reducidas las iluminaciones á tres días, £ acaban en,ej día 17 , como fe gractica todavia.

Es acompañada esta Fiesta de diferentes juegos artificiales. Añade mas abaxo el mismo Autor,que en la Dinastía de los Tcheou, sin notar el año , fe encendían Lamparas en los Sacrificios, que fe hacían á Cbangti : y que en tiempo de la Dinastía de los Han , ha viendo la Secta de Fa penetrado dentro del Palacio del Emperador, mandó fu Magestad encender Linternas para hacerla mas celebre. Otro Libro, llamado Tfien kj° Ut chu } que es como el prece« 'dente,una recopilación de costumbres,facadas de los garios Libros , que lia vía leído el Autor , dice, que en el tiempo de ios Tchuou , cuya Dinastía duró mas de ocho sigloSjUn Emperador,que no nombra,permitió , que el dia 13. de la primera Luna fe íalieífe de noche por las calles; esto es,añade fu A.itor, que fe encendíeísen Linternas.

Lo dicho es quanto he encontrado sobre la Fiesta de las Linternas. Aunque es antigua en la China , parece sin embargo , que no fué célebre hasta el Reynado del Emperador Joui Tsongi Podéis, mejor que yo, decir quienes fon de mas antigua fecha Jos Chinos, ó los Egypcios. En quanto á las otras semejanzas, que fe hallan éntrelas dos Naciones , como fon , fu inviolable amor á fus costumbres antiguas, fu respeto á fus padres, Reyes, y ancianos , fu amor á las Ciencias, y Artes, diré sen-* cillamente lo que pienso , sin pretender, quq ninguno siga mi opinion. Antes de la dispersion de, las Naciones , los tres hijos de Noe, San , Cham, y Japhst , havian aprendido de íu padre , a lo menos de palabra, lo tocante á las Ciencias, y á la Doctrina de costumbres, sin hablar de las instrucíioncs,que antes dclDiluvio pudieran hayej recibido» de otros de mas edad que ellos, porque estaban en estado de aprovecharse de sus lecciones, estando ya casados , quando entraron en el Arca. Prosiguió después Noé fus instrucciones. Si huviera querido favorecer á uno mas que á otro , no huviera , según roda apariencia , caído su elección sobre Cham -.este hijo ,poco respetoso , y maldito en su posteridad , de la qual descienden los Eg}¿ cios; pero mas verisímilmente sobre S'cm , y Japhet, hijos de bendición. File ultimo s ó fus des; endientesiV olvidaron muy en breve de las inítiuccioIk S , que navian recibido : mas no sucedió lo mismo cen los descendientes de Scm , que poblaron la China . y formaron presto un grande Imperio 3 que intentaron governar cerno una íc!a familia. Era el verdadero medio de peipttuar las granees reglas de costumbres, y las instrucciones, por las Ciencias que havian recibido desús antepagados.

Fueren también los Egypcios entre los primeros j ó íi íc les quiere creer, los primeros de todos 3 que formaren un Imperio , y cultivaron las Ciencias. Tuvieron mejor sueestb , íi queréis , que

los C hires j j o; qi;e tenian quizá mas genio, y aplicación al estudio j ¡"ero pensado todo , fe puede decir, si r.o me engaño , que los Chinos s y los EgypcioSj fn haver tenido cnt-e si coirespondencia desde el riempo de fu scpai ación 5 se parecen en muchas cofas > havíendo cada uno de los dos hecho valer mas , ó menos fu talento , sacado del mismo manantial , según la diversidad de los genios s que por )o común es muy diferente entre los hermanos j y mucho mes cutre los descendientes.

Lo que me paínu es 3 fe comparen los Chi*

« AnteriorContinuar »