Imágenes de página
PDF

mas , hace impression , y preocupa mucho en favor de la comunicación , de que hablamos: sin embargo fe examina de cerca , y por partes: pienso , que no fe hallará en todo ello una prueba suficiente. Comenzemos por los Hierogliphicos.

Conforme al origen de las dos palabras Griegas j que lo componen , fon los Hierogliphicos unos symboios , ó figuras sagradas , de que fe servían los Egypcios para los Dogmas de fu Religion , y 'de fu Moral. Los admiraron, y elogiaron los Griegos ; y muchos otros, á fu exemplo , viéndolos esculpidos sobre hermosas columnas , creyeron fácilmente , que eran mysteriosos,y que no los entendían. Hago juicio, que si en aquellos tiempos, en que todavía no fe conocía la China , fe huviera , por casualidad , encontrado alguna Inscripción con caracteres Chinos, fe huviera admirado de la» misma manera j y por ventura , algún sabio de los que pretenden saber todo, huviera dado á fu mo« do una explicación imaginada por Si mismo. Eran entonces immutabies los Hierogliphicos de Egyptoí Era de tal manera sixo el sentido que seles da-*, ba s que no fe podía mudar , y que siempre signi-: ficaban lo mismo ?Havia alguno, que no sueste para los Mysterios de la Religion? Havia también para el ufo común , y ordinario? Quándo comenzaron los; Egypcios á tenerlos? Nada sé,y feria preciso saberlo^ para decidir qual de las dos Naciones fe aprove-, chó de los hallazgos de la otra. No fon los can ractéres Chinos fino impropriamente Hierogliphin eos , y no han sido instruidos mas por lo sagrado^ que por lo profano. Son Signos arbitrarios , que nos dan la idea de, una cofa , no por alguna relacian4 IW. XIV* 'C si,

6 conexión , que tengan con el significado; íín<5 porque se ha querido , que tal Signo signirkaíse tal cofa, fin atender al sonido, ó accento con que se pronuncia ; de manera , que las diferentes Naciones , que después fe sirvieron de los caracteres Chinos , como fon los Japones , los Corenfes , los Tonkinefes , los leen con el sonido , y acento de su lengua particular; y les dan el mismo sentido que los Chinos. Son tan arbitrarios estos Signos, que muchas veces fe pueden mudar los rasgos, y configuración exterior , dexandoies el mismo íentido , y la misma idea. Sucede lo misino á los Hieroglíphicos de E^ypto? Se sirven de ellos las Naciones vecinas ? Tenían algunos para los usos de la vida civil? Podía uno mismo tener diferentes sentidos, según fu diferente colocación , como sucede á los caracteres Chinos?

Fueron estos inventados por Tsang fyai, que vivía dos mil años antes de ]efu-Christo : havia entonces Hierogüphicos en Egypto ? Mucho mejor lo sabéis que yo , que nada puedo afirmar; y solamente congeturo , que haviendo sido los Egypcios , y los Chinos los primeros que fundaron grandes Monarquías, tuvieron necefsidad de Signos, y caracteres, para escrivir fus Leyes, y governar ios Pueblos , y que cada Nación les imaginó como pudo. No es menester para eíío , que tuvicíT-n entre si comunicación. No fe ven muchas veces nuevas invenciones á un mismo tiempo en diferentes Provincias de Europa? En quanto á la perpetuidad de los Oficios mecánicos , en una misma familia , jamás se ha estilado en la China; antes bien fon muy pocos los Chinos, que quieran aprender

el

el Oficio ele su padre ; y nunca lo aprenden , si no los obliga la neceísidad. Ganando algún dinero, paísm al Gremio de los Comerciantes , y aun pretenden hacerse pequeños Mandarines. He visto aqui quatro , ó cinco 3 que nos h avian servido de Zapateros, y Costureros, dexar fus Tiendas, para ir á ser Oficiales 3 ó Alguaciles en Ciudades de tercer orden.

La transmigración délas almas no debe entrar en el Paralelo. Es Doctrina de siglos posteriores , que siempre ha sido estraña en la China , y constantemente desechada , y anathematizada 9 como una peste venida de las Indias. Han escrito los Letrados Chinos un sin numero de Libros contra esta Secta 3 sin haver podido impedir, que hide ífe grandes progresses entre el Pueblo : por todas partes no vemos sino Banzos , y Pagodes s que el H n pe ra dor ha multiplicado mucho mas que fus predecesores, Ya que fe dice en el Paralelo, que en la China fe hallan Castas, y Tribus , como en Egypto > fe havrá sin, duda leído en "algunas Re-, laciones > de que no tengo conocimiento 3 y que han sido escritas con ligereza 3 ó con abuso de los términos * pues no fe ve en la China Casta, ni Tribu como en las Indias: y porque apenas -hay, error j que no tenga algún fundamento s he bu A cado lo que podia haver dado lugar a éste. Xma-* gin o 5 pues , lo siguiente : Hay en la China per so-»; ñas y que fon infames s no de origen sino por ¡X profession , que exercen ; no pueden ser Mandarn nes, y aun el Pueblo no contrae Alianzas con ellos»; Tales fon los Comediantes 5 que representan sobre el Teatro publico : los que sirven en los burdeies^

C í ios los que corrompen la juventud : los Carceleros, y los que en los Tribunales executan la Sentencia de bastonada , dada por el juez contra los culpados. No hacen. Casta , y solamente la miseria , y no su nacimiento , los obliga á tomar oficios tan vergonzosos ; y pudiendo fus descendientes vivir honradamente , los pueden dexar.

Se halla también otra especie de gente infame , llamada Tomín. Se halla solamente en la Provincia de Tcbefyang , y en mayor numero en la Ciudad de Chaohing , á donde tienen que vivir en una calle separada. No les es licito exercer sino los mas viles oficios, como vender ranas , y panes de azúcar para los muchachos , y tocar la trompeta en los entierros. No les es permitido ir á los examenes para graduarse , y llegar á ser Mandarines: les imponen cargas penosas; y el Pueblo de la Ciudad, estando sobrecargado, hace que esta pobre gente cumpla las cargas. Cada uno está en derecho de maltratarlos sin temor de castigo :nadie contrae afinidad con ellos : fus mugeres llevan en fusmandiles una señal , que las distinguen délas otras: ellas solas tratan de casamientos , y tienen entrada en cafa de todas las Señoras , que tienen hijos ,. b hijas solteras, y deseosas de cafarse: ellas acompañan á la esposa , quando es conducida á la cafa delu marido. Ganan mas , ó menos, a proporción ■de fu talento, en disimular alas des partes contrayentes las faltas , que no están á primera vista , porque no fe vén los novios hasta el día mismo de fu casamiento. He sabido todo lo dicho de uno de nuestros jesuítas Chinos, nacido en Chmhing , queme io ha referido par extenso*

El

'Es cierto , Señor , que en lo que acabo de decir , hay alguna apariencia de Caita , y tanto mas, quanto no querían los Christianos de esta Ciudad, que fueííen admitidos ai Bautismo los Tominsque en fu concepto eran tan infames , que no podían tener con ellos sociedad alguna , y costó mucho á los Missioneros reducirlos á la razón. No obstante , si fe quiere tomar el trabajo de examinar el origen, fe verá , que nada menos hay que Casta; porque convienen todos, y aun los habitantes de la Ciudad de Cbaobing 5 que fon los Tomins descendientes de los mas grandes Señores, que florecieron al sin de la Dinastía de los Song , que fueron destruidos por los 2^í» ; y porque dieron estos Señores mas que hacer á los Conquistadores s atrincherándose por todas partes , y rcufando constantemente sujetarse á los Tártaros : los que quedaron de la carnicería que fe hizo cu ellos , fueron, condenados á vivir en dicha Ciudad , separados de ios demás del Pueblo , y en el estado humilde 3tn que los hemos visto hasta el principio del Reynado del Emperador, que acaba de morir , el qual en un Dec r e t o, q u e h i z o c o n t r a u na di fe r e n c i a rano d i o fa, m a ndó, que fuellen los Tomins Igualados con ios demás Yaiíallos; que pudieílen ser examinados, y tomar los .grados^para íer empicados en los empleos,si eran capaces decuiiiplir con las obligaciones de Jos cargos.

Ninguno fe opuso á esta orden , que fué publicada por todo el imperio 7 finólos Letrados de Cbaobing , gente de un clpiritu re bol tofo , que hacían consistir una parte de fu gloria en la humillación de estos desdichados , y que estaban en possession de tratarlos coa el ukiæo desprecio;. Se

« AnteriorContinuar »