Imágenes de página
PDF
ePub

tching bauticè à la niña, cuya falvacion havia cor

rido tantos peligros. Bien conoce V.R. los muchos corvos, que hay que vencer para abrazar, ô confervar la Fè entre etas Naciones Infieles: quando en el Reymo de la Igleia, para condenarfe, es meneter en algun modo obtinarfe en fu condenacion, y franquear todas las barreras, que oponen al libertinage las Leyes Eclefiaticas , y Civiles. A cada palo fe encuentran piadofos Monumentos, que predican la virtud , è inpiran horror al vicio. Pero aqui, què de profesiones, y oficios hay , de que es precio fe aparte, quien quiera fer Chritiano ? Y dónde hallaràn de que fubitir? Un Misionero bautizò poco hà dos Bonzos, y dentro de tres, ô quatro días bautizare à otro, que ha dexado fu Monaterio, y Habito de Bonzo. Miramos la converion de tales, gentes como milagros de la gracia de Jeu-Chrito: no porque fea dificil convencerlos de la verdad, y necesidad de nuetra Santa Religion, fino porque fiendo por la mayor parte abanzados en edad, e incapaces de otra coa, fino de mendigar fu pan con alguna epecie de honra, no pueden refolvere à una mendiguèz, que es vergonzofa para los que no fon Bonzos. Sucede no obtante, y no se como , que fe obtina la gente por la ceguedad de los Bonzos, de los Magos, y de los que dicen la buena fortuna, los quales inundan el Imperio. Nos es de gran fentimiento vèr los continuos ecollos, que tienen los Chritianos de toda clafe que evitar, para mantenere limpios de toda fuperticion. Les es neceario tener fiempre en la mano, como fe expli

Mm 2 Cd.

ca el Apotol , las armas de la juficia , para defendera

/ a diero, y /niero , y que etèn fiempre en vela contra infinitas fuperticiones, que reynan en los contratos, en las tareas que los imponen, en los viages que hacen acompañados de otros, en los regocijos, y fietas publicas, en las epidemias, en las grandes calamidades, que provienen de la falta, ô de la abundancia de lluvia, en las ceremonias de los cafamientos, en el aparato de los funerales; y para prefervarfe de ellas, tienen à menudo que renunciar à una ganancia confiderable, romper con amigos, ô parientes, perder

un Protector, reitir à un Amo, ô exponerfe à

la colera del Magitrado. Pero en fin , luego que los Chinos fe hacen Chritianos, hallan en fu Fè armas poderofas para vencer tantos, y tan diferentes riegos. Pero de què extravagancias tan ridiculas no fe valen los Minitros de Satanàs, para enagenar los animos, y apartarlos del Chritianifmo ? Parece que el comercio, que hacen los que trafican en Porcelana en las Indias , y en las Philipinas, firve folamente para confirmar los diparates, que publican contra la Religion. Los Chinos laolatras, à fu buelta de Manila, Malaca , y Batavia, afectan venir intruidos en los exercicios de nuetra Religion, y divulgan infinitas calumnias: como, que arrañcamos los ojos a los enfermos: (asi hablan de la Extrema-Uncion, que les adminitramos) que tramamos en fecreto una rebelion, para apode

rarnos del Imperio: que à fuerza de dinero junta

mos difcipulos: que no nos falta dinero, porque tenemos el fecreto de hacer moneda falfa en fin,

que

que nuetra Religion es infame, y que ambos fexos fe juntan en concuros fecrctos. Todo eto fe publica en Kingte-tching, y daña notablemente à los progreos de la Religion. Acabo de faber, que havian procurado per

vertir algunos Neophytos, bautizados cn ete mi

mo año con tales extravagancias. Haviendo un -Chino , ā fu buelta de Manila, vitado à un amigo fuyo, vió la Imagen del Salvador pueta en el parage donde antes de fu converio n guardaba fus Idolos, y le dixo: Bien sè quien es aquel re-Sou: (asi pronuncian el Santo Nombre de Jefus) acabo de venir de un Pais Chritiano, y eftoy bien informado de fu Religion. Pobre ciego, no ves que

lo que adoras es el Heou t/in , efto es, el epiri

tu mono, de quien habla uno de nueros Libros, à quien arrojaron del Cielo, por haver querido uurpar fu dominio ? Vitió la fabula con tal adormo, y confianza , que pudiera engañar a un hombre credulo ; pero diciendole algunos, que vinieffe à la Igleia para tratar conmigo, no quio con decender: y el Chritiano, indignado de fus blaffemias, conoció por effo mimo, que era un embutero , que fingia eftär intruido en nuetros Myfterios para engañarlo. Otro Comerciante , venido de Batavia , afeguraba à un Neophyto, que havia hallado el verdadero intento de los Predicadores del Evangelio. Vienen, decia, à nueftro Pais, para reclutar almas, porque en Europa hay falta de ellas. Como recibiendo el Bautimo, e entregan à los Europeos, quando muere aqui algun Chriftiano, no fe les puede ecapar fu alma, porque mediante ciertas fuertes, que echan fobre - las al- mo Sa

mas, las obligan à paar a Europa. Añadiò luego: Mira à lo que fe ¿ quien fe hace Chritiano. Como en la China fe hallan gentes de tan poco feo, que publican tan ridiculas imaginaciones: tambien fe encuentran algunos batante credulos para creerlas, ô por lo menos para formar dudas, que los enagenan del Chriftíanimo. El Lien-tan, o fecreto de hacer plata, que imputan à los Chritianos, es otra calumnia, que etorva la converion de muchos Infieles. Tiene la China fus Alquímitas, y fin remedio fe pierden los que fe aplican à ete oficio, el qual no es menos infame, que lo puede fer en Europa el de monedero falfo. Algunos dicen, que arrancamos los ojos à los Chritianos, para hacer de ellos Anteojos de larga vita. Otros afirman, que los ojos arrancados tienen la calidad de tranformar el cobre blanco en plata. No obtante, ocaionò eta calumnia la converion de una numerofa familia, y el padre de la mentira fuè vencido con fus proprias armas. El Gefe de la familia poeia un cargo en el Tribunal de un Mandarin, y muchas veces fe havia enayado en hacer plata. Le vifitò un Chritiano, y lifongeando fu pasion, fe infinuó en fu amitad. Soy Chuitiano, le dixo, y tengo razon de creer, que en mi Religion fe poee el fecreto del Lientan. Si os haceis Chritiano, como yo lo foy, fin duda que ferèis participante del fecreto. Vino bien en ello el Oficial, y fe puo à leer algunos Libros, que tratan de nuetra Religion. Le parecieron bien, y confesó que etaba peruadido, a que con tan buenos conocimientos del origen, y naturaleza de - las

las cofas, fe tenia tambien el admirable fecreto del Lien-tan. Teneis razon, replicò el Chritiano; pero no peneis, que e os confiara el fecreto, hata que deis pruebas ciertas de etar bien pueto en los puntos de la Religion. Profiguió, pues, intruyendofe; y poco à poco, con el focorro de la gracia, fe convenció de fu verdad, y del valor ineftimable de los bienes, que promete à los que la figuen. Defcubriófele entonces la etratagema , y llevó con mucho agra decimiento la burla que le

havian hecho. Ha ido bautizada toda fu familia,

convertida por fus intrucciones. No dexè de culpar al Neophyto de havere valido de femejante artificio, porque ademas de la mentira, apoyaba unas fopechas, que fon harto dañofas a la propagacion de la Fè. Haviendo yà dado cuenta à V.R. de la Chritiandad de Kingte-tching en particular, debo decirle algo de la Mision de la China en general. Avrà tres años, que efluvo à pique de perderfe por la malicia de uno de los mas poderofos, y crueles enemigos del Chritianimo; pero la mano del Señor la oftuvo palpablemente, en el tiempo mimo, que era mayor nuetro futo , y temor. No puedo el caear al zelo de V. R. para con eta fu amada Mision , una ampla relacion de lo que pasó y no dudo, que fe compadecerà de la tite fituacion en que nos hallamos entonces, y que darà gracias al Señor de haver confundido tan ventajoamente para la Religion, à un enemigo de

tanto credito. El dia 23. de Diciembre de 17 1. Fan-tchao-t/o, Mandaria, y uno de los Cenores del urso

dl 1Q

« AnteriorContinuar »