Imágenes de página
PDF
ePub
[ocr errors][ocr errors]

mero de años , que han passado desde la creacion; y assi subsiste el argumento en toda su fuerza.

Ademis : les preguntamos adonde estuvieron las almas antes de la creacion del Mundo ? Aunque divididos en varias opiniones , quedan con efta pregunta en grande embarazo. Los que defien . den , que nuestras almas son una porcion de la Divinidad , responden que estaban en Dios, de quien se separaron , quando baxaron à la tierra, para animar diferentes cuerpos de hombres , bestias , ò plantas. Les replicamos: Siendo essas almas partes iguales de la substancia Divina , còmə han merecido ser colocadas con tanta deligualdad, las unas en el cuerpo de un Rey, las otras en el tronco de un arbol,etas en un Leon feroz , aquellas en un manso Cordero ? Confieffan ingenuamente, que

fe extiende à mis su saber. Los otros que fon de parecer , que las almas estàn fuera de Dios, no saben donde ponerlas antes de la creacion del mundo , y quedan sin poder desenredarse de los absurdos , cuya ridiculez les falta à los ojos , como v.g. esta respuesta que dàn, que dormìan las almas durante todo aquel tiempo.

Alguna vez me valgo de una comparacion sacada de un axioma muy frequente entre ellos, es à saber , que el hombre es un mundo pequeno, y que todo lo que passa en el mundo grande , se halla en el hombre. Les pregunto , pues, han de ser semejantes todas las cosas del mundo? No ha de haver Soles , y Astros? El bien del Universo , no pide que todas las partes que lo componen , cstèn Tubordinadas las unas à las otras, y que todo lo criado eltè colocado de diferentes maneras ? Lo

COR

no

[ocr errors][ocr errors]

bre,

conceden. Confesad , pues , les dixo, que lo mis. mo sucede en el mundo moral : que no todos pues den ser Reyes: que el buen orden pide , que haya ga subordinacion ; y assi , que es inutil atribuir la diferencia de estados , y condiciones, à las accio. nes de una vida anterior.

Como no niegan , que acà en el mundo hay grande diferencia entre un Bramen , un Raja , y un Parias, y que no obstante sola la virtud los distinguirà à la puerta del Cielo , y que es de poca iinportancia en què clase han vivido en este mundo, con tal que se haya practicado la virtud : llevo adelante la comparacion , y les digo : En el hom

, que mirais como un mundo pequeño , no deben tener los miembros diferentes empleos ? La cabeza no debe estàr encima del cuerpo , y los pies debaxo ? Bien , que los varios servicios de los miembros son los unos mas nobles, y los otros memos , no debe cada miembro contentarse con su suerte? Conceden todo esto, y entonces los obligo à confessar, que lo mismo debe suceder en el mundo moral : que debe haver diferentes Caftas : que en qualquiera de ellas , que uno nazca , con el excrcicio de la virtud, es mas feliz, y dichoso, que los de las Castas superiores, que se entriegan á brutales passiones: y que assi, la virtud , ò el vicio constituyen la verdadera diferencia de los hombres.

Siguese otro discurso de su alcance, y saca, do de sus proprias maximas. Dicen ellos , que un hombre virtuoso en otra transmigracion , renacerà un Rey grande: que su virtud en otra , serà premiada con la possession de todos los honores , y, gustos. Les preguntamos luego: Còmɔ ajustais effo Tom. VIII.

Hh

con

con vuestra opinion , que todos los Reyes al mom rir caen en los Infiernos ? Una condicion , que és causa de vuestra condenacion , còmo puede ser premio de la virtud ? Añadimos: Afirmais , que los placeres seràn la recompensa de la mortificacion: que las riquezas seràn dadas à un Sanias, que en esta vida huviesse abrazado la pobreza: y al mismo tiempo decis, que la abundancia, y las delicias son capaces de corromper, y en efecto corrompen el corazon. Trendrèis por recompensa de no haver cometido el vicio, lo que para vofotros serà un manantial de delitos? Un Sanias , que para practicar mejor la virtud, huviesse despreciado las riquezas, y trato con mugeres, serà premiado , casandofe con muchas , y amontonando grandes bienes? Puede haver cosa mas opucíta al buen juicio, y à la razon? El

quarto discurso de que me valgo , lo tomo de su doétrina sobre la Escritura de Brumma. Defendeis , les digo, que escrive Brumma en el craneo de cada niño toda su vida : que estos caracteres encierran en sì todas las circunstancias de las accio. nes , y sucessos, que le han de acontecer : que no se pueden borrar : que Brumma mismo , ni todos los Dioses juntos , pueden frustrar su efecto ; y que todo esso se arregla , segun las acciones de la vida precedente. Por otro lado afirmais , que tambien la vida , y las acciones de los hombres están escritas en los Astros, en los Planetas , y en sus diferentes conjunciones, y oposiciones : que deben los hombres. consultarlos , si quieren salir bien con alguna empressa : y por esso, quando se trata de casarse, de einprender un viage, de edificar casas, de formar contratos , querèis que consulte el Bramen los do

ce

.ee Signos del Zodiaco , la posicion de los Planctas, y de las veinte y siete principales constelaciones. Pero si es verdad, que todo lo que sucede en efta vida , ha sido yà ordenado por Brumina , en què viene a parar la fuerza invencible de los Astros? Què provecho se faca de consultarlos, para saber quales son favorables, y quales son contrarios ? O si influyen los Astros en todas vuestras acciones, lo que enseñais de la escritura de Brumma no es una quimera ? Apenas he encontrado Indio , que no pe. Derrasse la fuerza de cste discurso..

Nos provee la doctrina de los Indios de una quinta demonstracion , à la qual no tienen rèplica. La principal razon , porque admiten la transmig cion, es la necessidad de satisfacer por los pecados de la vida antecedente. Segun fu fyftema , pues, nada hay mas facil , que la expiacion de los dem litos. Todos sus libros estàn llenos de los favores singulares, que se alcanzan , pronunciando estas tres palabras, Chiva , Rama , Harigara. La primera vez que

se

pr onuncian , se borran todos los pecados: si se llega à pronunciarlas tres veces, no saben que hacerse los Dioses, à cuya honra se repiten, para hallar premio, que iguale el merito. Rebosando

, por decirlo assi, las almas de meritos, no estàn obligadas à animar otros cuerpos ,

sino

quc vàn en derechura al Palacio de Gloria de Devendiren. No avrà Indio tan poco devoto, que no pronuncie estos nombres treinta veces al dia : algunos los pronuncian hafta mil veces, y por consiguiente ponen à los Dioses en estado de no poder pagarles : además, se borran los pecados con la misma facilidad , bañandose en ciertos Rios, y El

Hh2

[ocr errors]

tan

[ocr errors]

tanques, dando linosna à los Bramenes , haciend do peregrinaciones , leyendo el Ramayenam, celebrando fiestas en honra de los Dioses , &c. Siendo esto assi , les digo, que no hay Indio , que no falga de esta vida cargado de meritos , y tin la menor mancha de pecado : luego no hay mas pecados que expiar, y de nada puede servir la transmigracion.

Tales razones , tomadas de su doctrina , fon para ellos incomparablemente unas eficaces , que todas las otras , aunque mas sólidas. A lo menos se facà esta ventaja : convenciendolos de la falsedad de un punto de su doctrina , no pueden negar , que tambien es falsa la Religion, que se funda sobre ella.

Nos valemos tambien con ellos de los mife mos argumentos, que se hacian à los antiguos Pythagoricos. Suponicndo que unas mismas almas aniinan los cuerpos de los hombres, y de las bestias, se ligue , que serà un delito enorme matar una bela tia, y que seria exponerse à dàr la muerte à su

proprio padre , à sus hijos , &c. Tragan los Indios la confequencia sin dificultad. Pero siendo esto assi, les deciinos, como pueden los facrificios de ani, males ser tan del gusto de los Dioses?

Los sacrificios , que hacian los Philosophos en honra de los Dioses, sin que para ello los detuvisse su inilna idea de la cransınigracion , me dà lugar de notar aqui de passo una costumbre de los Pythagoria cos, la qual actualmente observan los Bramenes. Sam bemos que ofrecia este Philosopho una Hecatomba, ò Sacrificio de cien animales, en agradecimiento de una demostracion geoinetrica que hallaba ; y bien

que

« AnteriorContinuar »