PROPIEDAD INTELECTUAL: MEDIDAS CAUTELARES EN EL PROCEDIMIENTO CIVIL

Portada
Vision Libros, 2007 M04 18 - 136 páginas
1. LA PROPIEDAD INTELECTUAL Y SU FUNDAMENTO. La propiedad intelectual va unida a la creación intelectual; ahora bien, la creación intelectual humana ha estado presente desde que el hombre existe. En un principio, las obras de creación intelectual se regían por el derecho de propiedad. El autor de una obra, por ejemplo un manuscrito, se convertía en propietario de un objeto material; dadas las dificultades existentes en la antigüedad para reproducir, no existía un interés jurídico específico a proteger, el cual nace y evoluciona en íntima correlación con el desarrollo tecnológico, económico y social de los pueblos. La invención de la imprenta, a mitad del siglo XV, produce una transformación en el mundo; así, la posibilidad de utilizar una obra se independiza de la persona de su autor y surge la necesidad de regular el derecho de reproducción de las obras, concretándose a través de los privilegios de imprenta. Éstos eran monopolios de explotación que los poderes gubernativos daban a los impresores por un tiempo limitado, a condición de haber obtenido la aprobación de la censura y de registrar la obra publicada1. Históricamente se fue constituyendo un sistema de propiedad intelectual consistente en atribuir al autor el derecho de decidir cuándo, por quién y cómo ha de usarse su obra; sistema que, a su vez y en el transcurso del tiempo, establecerá unas nuevas formas de protección a medida que surjan nuevas técnicas de utilización y difusión de las obras.
 

Páginas seleccionadas

Contenido

Ámbito nacional
22
Introducción
41
Características
64
Competencia
73
Nueva regulación legal
87
APÉNDICE LEGISLATIVO
107
Derechos de autor

Términos y frases comunes

Información bibliográfica